El cine de los 80 a través del Spectrum: Alien

"En el espacio, nadie puede oír tus gritos". El Spectrum se convierte en nuestra Nostromo particular para viajar al pasado, hablaros de Alien y recordar su videojuego para el 8 bits de Sinclair

"Alien, el ocatavo pasajero"


¿Alien? pero.. ¿Alien no es del 79? ¿Qué pinta en esta sección de los 80 una película de los 70? te estarás preguntando ahora mismo (o no). Efectivamente, técnicamente no debería hablar de esta película en la serie del cine de los 80 y sus juegos de Spectrum, pero voy a hacerlo. Por varias razones. La primera, que el juego si pertenece a la década prodigiosa de los 80 y segundo, porque por un año, no vamos a dejar este peliculón de lado ¿no te parece?

Pasará lo mismo con Star Wars. El origen son los 70, pero son de esas películas que deben estar en esta sección, ¡además que coñe!, huelen y saben a 80. Puede que hayan nacido unos años fuera del límite temporal, pero llevan impregnada su esencia en cada toma. Si a esto le añadimos, que ambas sagas están más que vivas que nunca a día de hoy, en la actualidad, pasada la friolera de cuarenta años después, pues ya no tengo excusa para no acercarme a estas películas e incluirlas en la serie.

Luego están las razones chorras y personales, por aquel entonces los tiempos eran más dilatados, eso de los estrenos mundiales en los cines era también de ciencia ficción en mi casa. Es posible que Alien se estrenara en el 79 pero ¿cuando llegó a España? pues no se ese dato, si lo conoces, ya sabes, ¡¡que me comentáis poco!!

¿79? Eso si tenía la suerte de acudir al cine a ver "un estreno" Porque en lo que a mi respecta, la mayoría de estrenos gloriosos que vi no fue en la gigantesca pantalla de cine y si en la gigantesca televisión de culo gordo del salón de mi casa, tirando, como no, de cinta de alquiler en el videoclub de la esquina del barrio. Esto le añadía unos cuantos años extras a la movida, de modo que estamos hablando, mas menos si mal no recuerdo, que pude ver Alien entre el 82-83 o incluso 84, no recuerdo bien, mas menos. 

Si con esto siguen sin convencerte mis argumentos, no problemo, tengo otros. 

Antes de entrar en materia, quisiera comentaros algo. 

Alien es de esas películas que han sido claves para mi. Me he interesado mucho por su universo y ha sido una de esas películas de las que te enamoras a primera vista, un flechazo. A lo largo de los años me he ido interesando por saber más y más sobre ella, he ido adquiriendo conocimientos sobre la saga, el suficiente, por puro placer, aunque estoy seguro que hay mucha gente que me supera en conocimientos de Alien y su mundo, de eso no me cabe la más mínima duda, solo soy un aficionado a la saga y aun con esas, a la hora de escribir un esquema sobre aquello que quería tratar en este artículo, me he dado cuenta que casi me daba para un libro y no es plan, hay que sacar la tijera y discriminar contenido. De modo que voy a seleccionar aquello que me parece más significativo o que por lo menos, encaja mejor con la entrada de esta serie dedicada al cine y al Spectrum. ¡Vamos allá! 

-Alien. El octavo pasajero-



Primera en la frente. "El octavo pasajero" Soy un firme defensor del doblaje o localización al castellano en las películas extranjeras. Soy defensor del doblaje y de los actores de doblaje, que por cierto y creo haberlo comentado en algún que otro artículo. A ver si la academia de cine los tiene en más consideración. Son compañeros vuestros, igual de actores que vosotros y me parece una vergüenza que no exista a día de hoy, una categoría en los Goya que premie al mejor actor de doblaje año tras año. Actores, señores, son actores y los tenéis olvidados. Pues eso 

¿Por donde iba?. Ah si, que estoy a favor del doblaje en el cine, pero no tanto con las localizaciones de los títulos en las películas. Por muy poética que sea la coletilla de "El octavo pasajero", que si, que me parece poético y precioso, pero aquel que lo incluyera en el título en español, básicamente se lo sacó del ojete. La creatividad, para otros menesteres por favor. 

Además, que siempre cuando cambiáis los títulos acabáis metiéndoos en líos. Luego vienen las secuelas y jodéis y liáis los titulazos. "Alien" era "Alien", nada del octavo pasajero, que esa es otra, mini spoiler en el título que nos comemos con papas. Y su secuela "Aliens" era "Aliens" ¡título genial y original para una secuela! título que tuvisteis que arreglar con otra coletilla "Aliens el regreso" y todo por culpa de la primera coletilla. Dejad en paz los títulos originales y si los localizáis, intentad ser lo más fieles posibles al origina. En esta ocasión lo teníais fácil, copón. "Alien". Punto. ¿Fácil no? pues no, tuvo que venir el becario poeta.  

Aunque, siguiendo con los líos en los títulos, en este caso no se salvaron ni sus títulos originales en las siguientes secuelas. Pese a que Cameron lo bordó añadiendo una "S" al título original, luego vino una tercera entrega y ya la jodimos...¿Como llamarla? ¿AlienSSSSS?...Pos Alien 3 y a tomar por culo la magia. Pero no me negaréis que las dos primeras entregas con ese detalle de "Alien" y "Aliens", a secas, es genial. Top 5 en mi top de mejores títulos en sagas. (Alien y Aliens...suena a bufete de abogados americano)

"En el espacio también tienen sus trabucos"

¿Qué fue antes, el huevo o la gallina? Aquí no hay duda, primero el huevo.

¿Aunque quien pone el huevo? La reina... y de vuelta a empezar. Título forzado donde los haya para comentar por encima los orígenes, "el huevo", de Alien. De cómo a veces el destino y sus carambolas, condiciona las cosas.

El estreno de Star Wars fue un acontecimiento cinematográfico histórico. No se puede abarcar todo lo que ha supuesto esta saga en un escueto artículo, es inabarcable su repercusión, importancia para la industria e influencia. De todo esto nos vamos a quedar con la influencia. Luke Skywalker y Obi Wan Kenobi pusieron en primera fila las películas ambientadas en el espacio exterior, en galaxias muy muy lejanas.

Era la corriente que había que seguir si los productores querían sacar tajada, aprovechar el tirón que ofrecía el cosmos. Hasta James Bond cambió su agenda de entregas, precipitando y adelantando Moonraker (no confundir con el moonwalker) para aprovechar los dólares que ofrecían las estrellas del cosmos. La Fox volvería a "contraatacar" con una película ambientada en el espacio para aprovechar el tirón galáctico, pero con los suficientes argumentos para distanciarse de la propuesta de Lucas y las aventuras del aprendiz de Jedi, adquiriendo identidad propia y construyendo nuevas bases que se convertirían en referentes dentro de su género, dentro del cine de ciencia ficción. 

Si Star Wars tiraba por una ambientación de su universo apetecible, variado, exótico, impoluto, tierno, cruel y lleno de vida,  Alien opta por una ambientación más "realista" por un realismo "futurista". De esos que piensas...pues esto sería posible dentro de nuestra propia realidad, mientras que Star Wars, pues...¡ni de coña! podrían sucederse sus acontecimientos en nuestro universo físico, por eso Lucas lo ambientó en una galaxia muy muy lejana y fuera posible allí y no aquí, así se quitaba de un plumazo a los intensitos de twitter en el futuro, chico listo.



Todo lo que ocurre en Alien, se podría decir que es "posible" que pudiera ocurrir en nuestra futura historia "real", esencia del concepto de género "ciencia ficción" que podría ser posible en un futuro, con las licencias argumentales necesarias para crear una obra de entretenimiento, claro está, si no sería un tutorial de la "bida" y no.  

"Manchemos el espacio" decía Scott. En Star Wars estaba todo demasiado limpio, según el cineasta, y todo tenía demasiada luz. La cruz de la moneda como guía para construir una ambientación espacial con identidad propia. La oscuridad, el silencio, la soledad, la angustia del vacío, aparecen en éste espacio. Un espacio que se presenta complicado, duro y hostil, somos vulnerables a este entorno, una respuesta más realista que nos enseña a respetar o incluso temer a nuestro anfitrión, constantemente nos recuerda que somos insignificantes dentro de sus infinitas fauces y cualquier mínimo error supone la muerte. Nada que ver a las autopistas galácticas y los apetecibles y espectaculares viajes y combates por el espacio de Star Wars. Y no me malinterpreten, no es crítica a las formas de Star Wars, sólo describo dos tratos distintos al espacio a cual más interesante...por si acaso, que ya me conozco a algunos...que aquí dices que te gusta el azul y te acusan de odiar el morado.

"No olvides tu bufanda legendaria si vas a salir con estos frios"

La cosa es que si, el espacio estaba "de moda" gracias a Star Wars y a la muchachada había que darle espacio por un tubo. De modo que Alien que te crió, se empezó a forjar poco a poco hasta salir del huevo.

Siempre me ha resultado muy curiosa la forma en que Alien fue cogiendo forma, valga la redundancia. Por carambolas del destino, podemos fijar sus primeros orígenes en una comedia. Muy entre paréntesis esto que digo, solo como curiosidad académica. Dark Star tiene la culpa de todo. 

Todo tiene un proceso y una evolución creativa. Una obra como esta no sale de forma espontanea. Siempre hay detras una historia, unos antecedentes. Los de Alien se depositan en unos estudiantes de cine muy aficionados a la ciencia ficción. Como todos los estudiantes o apasionados de algo, en este caso el cine, nos aventuramos a hacer nuestros pinitos en la materia. 

Los pinitos de, ojocuidao a los nombres, Dan O'Bannon, John Carpenter (a la dirección, por supuesto) y Ron Cobb los llevó a coger lápiz y papel para elaborar el guión de Dark Star y con unos pocos dolares de aquí y unas cuantas cámaras de allá, lograron sacar un corto de corte espacial, con todas las limitaciones propias que os podáis imaginar, pero que su empeño refuerza,  se ve gratamente reflejadas en el proyecto final y tu aprendes a obviar y centrarte en lo principal. Cosa que me encanta, las dificultades animan el espíritu, a falta de dinero, de presupuesto para la producción, debes agudizar el ingenio demostrando el talento del cineasta que llevas dentro. Lo "fácil" es lo otro, contar con un presupuesto de 500 millones de dólares para hacer una película, si no te sale algo decente es para matarte...¿eh?...Avatar...

Os dejo con el corto completo. Un poco "de aquella manera" pero es lo que hay.



No puedo detenerme en los tejemanejes de "jolibud", por lo que saltaremos acontecimientos.  Dan O'Bannon siguió trabajando ideas y devorando películas y libros sobre ciencia ficción. Empezó a trabajar como base en lo que tenía y consumía y desarrollando el guión de lo que iba a ser Alien junto con Ronald Shusett. Saltamos de nuevo acontecimientos y ¡voilà! tenemos listo el guión de "Star Beast" (que así se titulaba la peli en un primer momento) ahora solo faltaban los productores y un director, amén del reparto y demás historias que requiere una producción cinematográfica claro. Pasemos a comentar los más significativos:

Si hay algo que me la repanfinfla, en cuanto a datos a conservar en mi memoria, sobre las películas y el cine, esos son los productores. Me la soplan. (A los cineastas no, claro) Muchas veces se meten donde no les llaman y condicionan el resultado final o aquel que el director quería llevar a cabo (Alien 3). Tú pon la pasta, que de la parte creativa y artística se encargan sus correspondientes profesionales. Claro que hay que tener un control sobre esto, estoy de acuerdo con eso, porque hay artistas que no les importa el dinero y claro, ¡¡lo gastan a espuertas!!. Hay artistas que su ego no hay presupuesto que lo resista. Hay que buscar el equilibrio en la balanza. No hay nada como el equilibrio. Me gusta el olor a equilibrio por la mañana.
Pues eso, los productores de Alien aquí los tienen. Gracias por sus dineros a Gordon Carroll, David Giler y Walter Hill y por su labor. 

Ya tenemos guión y pasta, ahora hay que materializarlo y crear una película. ¿Llamamos a Ridley? 
A los productores y guionistas les gustó el trabajo que hizo Scott con Los Duelistas. Su trato del guión, su montaje y sobre todo su maravillosa fotografía. Muy genial siempre Scott en la dirección de este apartado. Ridley Scott y su buena dirección en fotografía se ajustaba como anillo al dedo para crear la atmosfera y ambientación que los guinistas tenían en su cabeza. A los productores no tanto, no por la capacidad más que de sobra probada por Scott, si no porque temían que la implicación por parte del direcctor en hacer las cosas jodidamente bien, se fueran de presupuesto. Star Beast estaba concebida con un presupuesto alto pero sin pasarse, no llegando al trato de serie B, pero tampoco de una superproducción triple A.

"Los Backstreet boys, formación original"

Aquí Scott fue condenadamente listo con las negociaciones con la productora. Aceptó el presupuesto inicial y comenzó a trabajar. Los set de rodaje crecían en cantidad y en calidad, la película estaba tomando una pinta estupenda y aquí su jugada maestra: La producción se encontraba acabada en más de la mitad y Ridley pidió un aumento de presupuesto para acabar la película en los niveles de calidad que requería, para no desentonar con el trabajo previo. La situación de los productores era crítica, si abandonaban, perderían lo invertido y el extra que pedía Scott tampoco era algo que no pudieran sostener sus arcas, por lo que accedieron a meter más pasta, arriesgando en la inversión, pero no pudiendo retroceder para no perderlo todo.

Desde el principio Scott supo que con el presupuesto inicial no podría desarrollar Alien del modo que nos ha llegado, pero también fue muy hábil y paciente. Esperó el momento oportuno para conseguir lo que quería, sin tener que quebrarse la cabeza con argumentos al inicio de producción. Chico listo. Y productores contentos, porque Alien fue todo un éxito y a día de hoy sigue dando dineros a espuertas. 

Desde luego, no hacia falta que Ridley dijera las cosas porque las hacía. Desde el primer momento supo hacer saber que aquí el Boss, era él. Era su película. 

Otro gran acierto de Scott, contar para el diseño del Alien, de la criatura, de su entorno, de su mundo...con el genial, extravagante, artista y figura, H. R. Giger. Qué gusto da cuando la gente sabe proyectar y valora el arte de una persona anticipándose incluso a sus creaciones futuras. Esa visión solo la tienen unos pocos genios, Ridley lo supo ver en Giger. Una vez más, los productores no recibieron con agrado la propuesta del director. No les gustaba el trabajo realizado por Giger. Era arriesgado depositar la responsabilidad de crear el pilar fundamental de la película, al Alien, en manos de "un tío que pinta rabos con aergrafo"  no inspiraba mucha confianza. Pero Scott y O'Bannon supieron ver más allá de las pollas (que bonito me ha quedado) y acertaron de pleno. 

No se concibe esta película sin los diseños de Giger y me atrevería a decir que la mitad de la culpa del éxito de Alien, es por la capacidad artística de este hombre.  


O'Bannon dijo de su obra:  "Nunca había visto nada tan horrible y, al mismo tiempo, tan hermoso como su trabajo"

"Giger y su criatura, los dos igual de feos, pero con musho arte"



Tenemos guion, tenemos pasta, diseño de la criatura y director. ¿Qué nos falta? pues el reparto, naturalmente. Pero antes del reparto: Jerry Goldsmith y la música de Alien.

Música. Un Personaje más y parte fundamental de una película. Ambientación y emoción. Sin la música, el cine estaría hueco de sentimiento y emoción. Es ella el conducto para nuestros sentimientos. Recordad esa escena que estremeció vuestras entrañas, siempre irá acompañada en tu recuerdo con una melodía grandiosa. Jerry Goldsmith a la batuta para ambientar las entrañas de la Nostromo. La baraja tiene 4 ases, Hollywood 5. han firmado el 90% de las bandas sonoras de los grandes pelotazos del cine: Williams, Morricone, Zimmer, Elfman. y por supuesto Goldsmith. Ahora si, pasemos a:

Los pasajeros de la Nostromo
Sobre los actores y sus personajes volveremos más tarde porque algunas cositas sobre ellos hay que comentar, pero eso, luego, cuando lleguemos a la sección de curiosidades. Por el momento os los presento (aunque no hace mucha falta ya que de sobra los conoceréis, pero he de hacerlo)

Actor-Personaje

Tom Skerritt como Arthur Dallas capitán y oficial en jefe.  El boss, el jefe, el "encargao" de la Nostromo. El que parece que lo tendrá todo controlado y salvará los culos de la tripulación, pero... ¡Sorpresa!
¡¡Ese cometido es para Ripley!! Toda una sorpresa en los acontecimientos de la película, acontecimientos que estábamos acostumbrados por tenerlos sedimentados en los guiones de "jolibud", pero...¡¡sorpresa!! el boss también morderá el polvo de la Nostromo con las babas del Alien. 


John Hurt como Gilbert Kane oficial ejecutivo y copiloto En Alien hay dos papeles claves. El de Ripley es uno y el otro es para el "Padre de la criatura". Posiblemente una de las escenas más impactantes de la historia del cine y Hurt, fue su protagonista. Oficial, piloto yaventurero, ya que es uno de los que se aventuran a bajar a la nave extraterrestre y explorar sus entrañas hasta que encuentra el huevo Kinder con la sorpresa de su vida.



Veronica Cartwright  Joan Lambert, oficial de navegación. En toda película ochentera de miedo que se  precie, siempre debe haber una chillona y esa es Lambert. Chillona, pero no falta de sensatez, creo que es la que representa y materializa en la película los pensamientos del espectador: "Pero no hagas eso, por dios" "pero que hacéis ahora" "Pero eso hacerlo así"  Todas estas frases que vas soltando al ver la película, en Lambert tienes su embajadora. 



Ian Holm como Ash  oficial científico y médico de la tripulación. Personaje clave para el desarrollo de la historia. El único tripulante que conocía las verdaderas intenciones de la compañía (capturar el espécimen a cualquier precio sin prejuicio moral). Algo tan horrible no podía llevarlo a cabo un humano con dos dedos de frente, por eso, la compañía introdujo a un "sintético" a bordo, para que llevara los planes a fin, sin que la sensiblería ni moralidad humana intercediera en este hito científico tan sumamente importante. Un personaje muy importante este Ash, tanto, que Vanilla Ice le dedico una canción Ash Ahs baby tun tun tun tun  tutututun...badumtss



Yaphet Kotto como Dennis Parker, ingeniero en jefe. No me extraña que esté cabreado toda la película, La Nostromo parece España, que no ganas pa jefes. ¿Os habéis fijado en los roles de la tripulación?: Que si Oficial, oficial en jefe, sub oficial, sub-sub oficial, sub-sub-sub oficial, Sub de Sac...¡¡copón!! doscientos jefes y dos curritos, él y Brett.  Aunque sea ingeniero, los oficiales se lo comen. Esta situación laboral hace que Parker esté siempre malhumorado y tocando los pelendengues a sus compañeros, siempre hablando de sus funciones laborales, de sus contratos, de sus jornadas y demás derechos y obligaciones laborales, como si fuera del comité de empresa. ¡Del coñazo del curso de Prevención de Riesgos Laborales no habla el pájaro! No me quiero imaginar como tiene que ser el curso para trabajar en el espacio, si ya para currar detrás de un ordenador te dan el coñazo con tres horas insufribles, ¡¡para la Nostromo deben ser la hostia!!. Prefiero que me coma el bicho. 
  

Harry Dean Stanton como Samuel Brett. Brett. Es el ingeniero técnico de la nave. Compañero inseparable de Parker, es más, diría que es su perrillo faldero. Cualquier cosa que tenga que decir Parker en sus continuadas quejas, Brett resuena como el eco con perenne confirmación de absolutamente todo lo que su compañero suelte por la boca. "Claro" es lo que más oiréis pronunciar en toda la película.
Aún siendo un personaje tan hueco, tiene su hueco en nuestro recuerdo por el buen hacer de Stanton. A parte de perrito faldero de Parker, Brett resulta buena carnaza para el Alien. El primer candidato y ganador a la presidencia de la carne picada espacial. 


La reina del "fregao": Sigourney Weaver como Ellen Ripley, suboficial y piloto de la Nostromo. Existe una reina Alien, pero la auténtica reina de la pista es Ripley. Los tiene cuadrados. Es el terror de los Aliens, se los quita de encima como si fueran de papel. Ni Marines espaciales ni Predators ni pollas en vinagre. Se basta ella solita y su coño sin pelar para exterminar a toda su puta raza. Los Aliens la temen y la "haman" al mismo tiempo. Se las creía felices con el cargo que tenía a bordo de la nave. Los acontecimientos por los que tendrá que pasar, sacarán de ella su verdadero yo. Una luchadora y ganadora nata. Prueba viviente. Una parte de nosotros mismos sólo podemos llegar a conocerlo si se nos pone a prueba, los sucesos extremos a los que se somete Ripley forjan y perfilan la personalidad y fondo de Ripley, inteligencia, adaptabilidad, valentía, fuerza y un sin fin de cualidades que debe tener toda heroína, heroína de "héroe", no de jaco de Barranquillas.     


Bolaji Badejo como Alien. "El octavo pasajero" El antagonista de la película, el pilar, la base, lo todo, menos la parte que le toca a Ripley. Sin Alien, no hay película de Alien. Pero hasta en lo más profundo del espacio, se necesitó la ayuda de un actor que encarnara, a base de careta y traje ceñido, al Xenomorfo. Ahí lo tienen.




Argumento, historia de Alien. 


No se quien dijo ni donde leí, que solo existen un puñado de argumentos, cuatro o cinco en esencia y todo lo demás es darle vueltas y vueltas. No es descabellado, números solo hay 10 pero sus combinaciones son infinitas, de modo que guarda tu recortada. Todas las historias pueden llegar a ser tontas si las exprimes y las resumes a su esencia. De tal modo que de El señor de los anillos podemos decir que es la historia de un enano que lleva un anillo a un monte para quemarlo. A groso modo, el argumento de Alien es la historia de una cucaracha gigante que se cuela en una nave y acaba con toda la tripulación menos con una, que logra acabar con la cucaracha echándola por la borda.

"Mal pario hijueputa"

De esto se deduce otra realidad en el cine: Es la historia que quieras contar y también muy importante el como la cuentas. Es clave. El cómo se cuenta una historia. . El cómo la cuenta Scott la historia de la cucaracha sienta las bases de toda la saga. Fue el pionero y ese valor nadie puede arrebatárselo. Concibiendo la base del mundo, de su ambientación e historia. 

Sobre una base implementada se puede mejorar la cosa (Aliens), puede ser superior, pero nunca estará por encima del original. Juega con ventaja, siempre con esfuerzo y talento puedes mejorar el producto anterior, pero nunca le quito el merito ni el podio de honor a lo primero y original. Sin esa base, las secuelas no existirían, por tanto, mi valor total para el Alien de Scott pese a que idolatre la segunda entrega, que no a su director. El cómo se cuenta la historia en Alien es lo atractivo, fascinante e inquietante de esta película, más que la historia en si, que es bastante simple. Simple nunca como sinónimo de mala calidad.

Hablábamos que su guionista era un apasionado de la ciencia ficción. Vamos a destacar dos de las influencias más significativas que tuvo Alien en su concepción y se ven reflejadas en su argumento: El Enigma de otro mundo y El planeta prohibido. 




Una llamada de socorro que ha de ser investigada y atendida. Pero surgen voces de precaución alertando y recomendando que no se tome "tierra" para llevar acabo el cometido. 
La Nostromo despierta a su tripulación del letargo espacial porque recibe una señal de socorro. Deben investigar el origen de la señal, pero no toda la tripulación está de acuerdo en desviarse, tomar "tierra" e investigar.
El Planeta Prohibido. La misión del Crucero de los Planetas Unidos C-57-D debe investigar que fué lo que le ocurrió a la expedición enviada hace veinte años al planeta Altair IV A su llegada una voz de aviso. El Doctor Edward Morbius advierte efusiva y repetidas veces de no aterrizar la nave y dar media vuelta, pues se exponen a un peligro impredecible. 

En cuanto a El enigma de otro mundo la referencia es más evidente. La idea de un ente desconocido, un ser de otro mundo llega a la base de científicos en el polo norte. El visitante despierta y va acabando con los integrantes de la base uno a uno. Misma premisa que el argumento de Alien, pero llevada con magistral resultado en la suma de todos sus conceptos. 


Para ir terminando.

Alien. El noveno pasajero eres tú.

El cine también es interacción. No tienes los mandos para manejar a los personajes, no puedes dirigir las tomas de la cámara, no puedes hacer cambios en el cómo se desarrolla la historia, pero el resto, lo tienes ahí presente. Con el cine interaccionas. Te hace pensar, angustiarte, entretener, divertirte, reír, llorar, angustiar, aterrorizar y un sin fin de estados emocionales que las películas logran sacar de ti. Si no logran sacarte nada, puede que seas un adoquín.

No es que los productos tengan esa capacidad, esa cualidad, más bien eres tú el que reaccionas al producto. Cuanto más lleno de experiencias personales, intelectuales o vivencias tengas a tus espaldas, más y mejor provecho sacarás de un producto.

Es complicado explicar lo que significó Alien para su público, para aquellos que nos enamoramos con cada plano. Es algo que trasciende, que te implica, la interacción de la que hablaba. Es una película que hay que ver y experimentar, sentir, pensar y enfrentarse con la curiosidad del pionero que explora y descubre parajes inhóspitos atendiendo a una llamada de auxilio. Sentirse angustiado, incómodo y aterrorizado. Son cosas que pretende sacar de ti la película. Déjate seducir por su propuesta. Eres uno más de la tripulación, solo que un poco más a salvo al otro lado de la pantalla aunque compartiendo las inquietudes del resto de la tripulación.      

¿Terror o ciencia ficción?

Las dos a la vez o una un poco más que la otra según la ocasión, a gusto del consumidor.

Alien era una de esas pocas películas que no podía ver estando solo en casa. Siempre tenía que estar acompañado porque me producía auténtico pavor. Si atienden a las fechas, podrán deducir que por aquel entonces yo era un infante de apenas seis o siete años. 
Ese terror y miedo siempre quedó como un poso. No es que ahora tenga que verla acompañado, pues el miedo es distinto, digamos que se disfruta y encajo la película más como ciencia ficción que como terror, descubriéndome desde ese instante como uno de mis géneros en mezcla favoritos. 
No hay miedo que más disfrute que aquel que esté ambientado o transcurra en un contexto o género de "ciencia ficción", no hay mezcla más deliciosa.

Y hasta aquí la parte del cine del artículo. Me he permitido extenderme un poco más en este apartado, porque el videojuego basado en esta película, no es que tenga mucha chicha el pobre y la cosa con él va a ir rápido. ¡Vamos con él!

----------------------------------

Alien en Spectrum

Primero un poquito de ficha para este Alien:
El juego fue lanzado en 1984 siendo Argus Press Software su distribuidor y Concept Software su desarrolladora. Las plataformas elegidas para el contagio Alien fueron: Amstrad CPC, ZX Spectrum y Commodore 64. 
El juego no es muy disfrutable a día de hoy, pero si quieres darle un tiento no seré yo quien te lo impida. No soy de los que piensan que los videojuegos envejecen o no envejecen, bien o mal. Creo que permanecen intactos y somos nosotros y los videojuegos que llevamos a nuestras espaldas los que pueden condicionar o no nuestra percepción con aquellos juegos menos recordados o menos jugados. Yo pienso darle un tiento, no lo hice en su época y nunca es tarde para quitarse espinitas clavadas. Otro cantar es su secuela, de la que hablaremos en esta sección. Mucho más atractiva que esta primera parte, justo lo contrario que me pasa con sus películas. 

Os dejo lo que Wikipedia dice sobre él :

Alien es un juego lento con gran carga de suspense, que utiliza gráficos muy simples en negro y verde, con un poco de color extra para algunos textos y para la ubicación de los personajes. Un menú omnisciente conduce el juego, a través del cual el jugador se pone a cargo de todos los miembros de la tripulación de la Nostromo. El juego comienza con la muerte de uno de los miembros de la tripulación, que refleja la muerte de Kane cuando da a luz al xenomorfo en la película. El jugador mueve los personajes en una representación en una cuadrícula del mapa de la nave mientras buscan al alien. En el mapa hay varios objetos que son útiles como redes, incineradores, pistolas y tanques de oxígeno. El jugador puede ordenar a uno de los miembros de la tripulación que recoja tales objetos y los use cuando sea necesario.
El estado emocional de los tripulantes puede variar entre seguro, estable, incómodo, agitado, histérico, y en shock. Esto significa que los miembros de la tripulación no siempre obedecerán sus órdenes y pueden ser paralizados por el miedo o la falta de voluntad para entrar en una situación peligrosa. Ordenar a personajes recoger armas puede afectar positivamente su estado emocional y es más probable que sigan las órdenes. El envío de un personaje en solitario puede afectar negativamente a su estado emocional haciendo que responda mal. Además, al igual que en la película, uno de los miembros de la tripulación es secretamente un androide y se convertirá cuando el jugador menos lo espera. Cuando la tripulación se reduce a tres, existe la opción de autodestruir la nave y escapar en el Narciso.



Bonus Track

Curiosidades de Alien. 
Una selección, para más curiosidades, googlea pues. 


-La escena del nacimiento de la criatura, está considerada como una de las escenas más impactantes de la historia del cine. Una de las escenas más icónicas, recordadas, macabras, terroríficas etc etc que jamás presencié. La primera vez que la vives, te quedas como la propia tripulación. Curiosamente, años después, John Hurt volvería a interpretar esta misma escena para Mel Brooks en Spaceballs con un Alien resultante con innato talento para Broadway

-Yaphet Kotto, el actor que interpreta al cansino Dennis Parker, se metió en su personaje y actuaba de vez en cuando de la misma forma, fuera de cámara, a petición de Scott para hacer sacar el genio a Ripley en su interpretación. Le tocaba un poco la moral a Sigourney para que la tensión en ella se viera reflejada interrumpiendo sus diálogos o cambiando alguna que otra frase de su guion con el fin de desesperar y sacara el genio.  El resultado quedó muy convincente ayudó a Sigourney sacar los ovarios e imponerse, tal como caracterizaba su personaje.

-Jonh Hurt, por temas de agendas y compromisos con otros trabajos, casi no participa en la película.

-En un principio, Alien, se iba a titular Star Beast. Pero leyendo y ensayando el guión, al "monstruo" siempre se le refería como el Alien. El nombre de Star Beast no terminaba de convencer a sus productores. La elección por repetición se hizo patente tras lectura y lectura del guión y con Alien finalmente se quedó.   

-Los personajes no tenían "género" en el guión. Eso quedó a eleccion de casting, director y productores. En el guión a toda la tripulación se la nombraba por sus apellido, de tal modo que hombre o mujer podrían interpretar a todo tripulante de la Nostromo. 

-El nombre técnico de la computadora, corazón y cerebro de la Nostromo, es  MU-TH-UR 6000, pero todos la llaman "MOTHER" y madre, no hay más que una. 

-En un principio, o eso es lo que dice ella, se pensó en Veronica Cartwright para el papel de Ripley. Pero al final interpretó a Lambert. Esto no le hizo mucha gracia a Cartwright, que venía subidita, ya saben, chica Hitchcock y esas cosas. No fueron pocas sus quejas, pues ella se veía de protagonista, no así Scott. Quejas que traspasaron de nuevo las fronteras y de nuevo fue Sigourney la que tuvo que lidiar con el tema. En una escena eliminada y recuperada en la versión del Director, Lambert le da una soberana hostia a Ripley por no permitir dejar entrar en la nave a los tripulantes con uno de ellos en estado crítico. La hostia fue real y sin previo aviso, quizás más en venganza por haberle "robado" el papel que por licencias interpretativas. Ahí lo dejo...

- El nombre de Nostromo es el de una novela de Joseph Conrad




Para acabar del todo, un gameplay por mero completísmo para el artículo y de interés académico. No os durmáis con él.







Creditos:
-Imágenes del juego de Alien para Spectrum:  http://www.worldofspectrum.org
-Imágenes de los carteles de cine: 
https://screenfreaks.wordpress.com y http://universodecienciaficcion.blogspot.com
-Resto de imágenes pertenecen a sus respectivos autores y has sido tomadas prestadas desde google imágenes.

Las otras entregas de la serie "El cine de los 80 a través del Spectrum" por aquí:

>>El cine de los 80 a través del Spectrum: Robocop y Masters del Universo<<
>>El cine de los 80 a través del Spectrum: Tron<<
>>El cine de los 80 a través del Spectrum: El nombre de la Rosa y La joya del Nilo<<



Mario Landflyer Orgullogamer
Desde las entrañas del huevo




Share on Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Entrada destacada

Análisis/Reflexión de FRAN BOW

No te vayas, aún hay más

No te vayas, aún hay más
Visita nuestros mejores artículos

La Taberna del Grog