La narrativa en Zelda Breath of the Wild

Zelda Breath of the Wild y su narrativa. La forma que el juego tiene de contarnos los acontecimientos del mundo que se abre ante nosotros. Partiendo de un objetivo muy marcado, de nosotros depende descubrir más sobre lo que nos rodea.

"El mundo se abre ante nosotros ¿Cuanto quieres descubrir de su historia?"



Hoy tenemos visita en la página. Una visita especial y todo un placer contar de nuevo con sus palabras aquí, en Orgullogamer. El compañero Riczen os quiere contar su punto de vista acerca de la forma en la que Zelda Breath of the Wild, nos cuenta su historia, o más bien como el jugador es el que va dando forma a esa historia. Antes de dejaros con sus palabras, os quiero recordar y alcanzar el anterior artículo que Riczen nos dedicó: 


Ahora si. Os dejo con su artículo. Al final del mismo os pondré los enlaces de su twitter y un vídeo que complementa a este artículo. Y apuntar que si no estáis suscritos a su canal, ya estáis tardando. 



Hoy venimos a hablar de Zelda Breath of the Wild, pero no venimos a hablar de la calidad de este videojuego, calidad que es de sobra conocida por todos. Hoy venimos a hablar de su historia, de su narrativa. Y es que tenemos que reconocer que uno de los aspectos más criticados de este videojuego es precisamente su historia, dado que en un principio puede parecer simple o con poca profundidad. Nada más lejos de la realidad, desde mi punto de vista . En este artículo intentaré explicaros porque la historia y la narrativa de este Zelda Breath of the Wild es mucho más compleja e interesante de lo que podría parecer en un principio. Para ello voy a apoyarme en otro videojuego o más bien una saga de videojuegos con la que yo creo que comparte ciertos aspectos dentro de la estructura de su historia.



  La primera queja que solemos escuchar sobre este Zelda es que la historia es mala. Pero, como os dije antes, a mí no me lo parece. Zelda Breath of the Wild no nos cuenta una historia como tal, su historia está implícita dentro del videojuego y por otro lado no creo que el objetivo del videojuego sea contarnos una historia. Zelda Breath of the Wild nos propone un objetivo, no nos cuenta una historia. La historia, la crea el jugador mientras va jugando.

  Al igual que en la vida real, el jugador escribe su propio camino. Podemos tomar muchas decisiones a lo largo de la aventura que afectarán al desarrollo de la misma, pero que del mismo modo, no modifican el mundo que tenemos a nuestro alrededor. Hagamos lo que hagamos todo seguirá igual hasta que completemos nuestro objetivo. Da igual que liberemos a las bestias sagradas o no, nuestro objetivo será el mismo e Hyrule seguirá sumida en decadencia hasta que completamos dicho objetivo.
  Lo mismo podemos decir de los recuerdos de Link. Podemos descubrirlo o no, porque realmente no afectan al desarrollo de nuestra aventura, el mundo seguirá igual y nuestro objetivo no variará.

  Es aquí donde cada jugador crea su propia historia. Si decides completar los recuerdos de Link, entenderás mejor lo que está pasando y como se desencadenó todo el cataclismo, pero realmente no es necesario. Es más, desde el primer momento de la aventura podemos a ir directamente a por Ganon, nuestro objetivo. Seguramente no sea lo más recomendable, pero la posibilidad existe. Imaginemos pues que nada más empezar vamos a enfrentarnos a Ganon. Nosotros hemos escrito nuestra historia. Una historia corta y muy diferente de la que haya escrito aquel jugador, que por el contrario ha decidido recuperar sus recuerdos.  Por eso me parece que la narrativa de este videojuego es tan sublime, porque para cada jugador, la historia de este videojuego será completamente diferente. Muchos jugadores miden la historia de este videojuego relacionándola directamente con los recuerdos de Link. Desde mi punto de vista están equivocados.



Me explico. Como dije al principio pienso que la idea de este videojuego es que el jugador escribe su propia historia del videojuego mientras intenta completar el único objetivo que tiene. Los recuerdos, realmente son un extra que podemos completar o no. Y es que partamos de la base de que realmente los personajes ya han vivido la historia y que durante el videojuego solamente tenemos que completarla. Si nos fijamos, todo se nos cuenta en pasado. Prácticamente no tenemos nada en presente. Al menos, nada que implique a la historia del videojuego, por lo que pienso que el objetivo del juego no es contarnos una historia lineal que nos lleve de la mano de un punto A a un punto B. Y esto, me maravilla, me parece una forma narrativa que aporta más al jugador que una historia que se ínicia en un punto y se finaliza en otro. En Zelda Breath of the Wild podemos tener tantas historias como número de jugadores, y esto es maravilloso.
  
Como os decía al principio, iba a apoyarme en otra saga de  videojuegos en la cual la historia tampoco se cuenta de forma habitual: la saga Souls. Y es que este Zelda me ha recordado a esta saga en su forma de soltarnos en un mundo que no comprendemos y darnos un objetivo épico. En Dark Souls tenemos que restaurar la llama original para que la corrupción se elimine de la tierra, pero sólo sabemos que somos un no muerto con un objetivo épico y que no alcanzamos a entender. Partimos de una premisa aparentemente sencilla, pero que podemos agrandar a nuestro aparente antojo.
  
En Zelda pasa lo mismo. despertamos y nos dicen que somos el elegido para salvar al mundo. No nos dicen más y nosotros no recordamos nada. En ambos videojuegos tenemos un objetivo importante pero no tenemos más información al respecto y sin  conocimiento del mundo que lo rodea, el cual ni siquiera entendemos. De nosotros depende entender este mundo o simplemente completar nuestro objetivo sin preocuparnos  de nada más. En Dark Souls  conoceremos  el mundo gracias a las descripciones de armas y objetos. En Zelda mediante los recuerdos y algún documento esparcido por Hyrule . En ambos juegos esto es algo secundario y realmente no es necesario conocer sus mundos para acabar nuestra aventura . Por otro lado, ambos juegos no nos cuentan una historia al uso, su historia está implícita dentro del videojuego.



  En definitiva Zelda Breath of the Wild, no tiene intención de contarnos una historia, tiene intención de que cada jugador se cree la suya propia y por esto mismo pienso que la narrativa de este videojuego es maravillosa, porque no existe una historia si no que existen millones de historias, tantas como jugadores hayan jugado al videojuego.

..............

Hasta aquí el artículo del compañero Riczen. Podéis seguirlo por twitter pinchando >>Aquí<< y ahora os dejo como despedida su vídeo sobre La narrativa en Zelda Breath of the Wild que complementa al artículo. No olvidéis suscribiros.
Gracias Riczen por su artículo. Un placer tenerlo por estas lindes.


Share on Google Plus

About Mario Roda

    Blogger Comment
    Facebook Comment

5 comentarios:

  1. Lo mismo me pasa a mi con el fifa en el modo carrera, me cojo al Cádiz y creo mi propia historia, mis fichajes , la gente se me lesiona , es fantastico. El fifa también tiene una narrativa increíble, no hay una historia hay miles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La belleza está en los ojos del que mira. Que dios te conserve esa forma que tienes de ver el mundo, esa capacidad de imaginación para encontrar mil y una historias, en un juego como el FIFA. Cuando juegues a...que se yo...baldurs Gate vas a flipar macho!!

      Eliminar
    2. El tema de la ironía lo llevas mal no?

      Eliminar
    3. La llevo muy bien. Y sé que era en tono irónico tu comentario, el mio también...Ves...a ti tambien te ha rascado...irónico eh?
      nos sienta igual de "bien" ;)

      Eliminar
  2. Coincido con el amigo del FIFA, yo a veces me meto en Blogs a hacer comentarios como para hacerme el interesante y en ocasiones me lo creo y todo.

    ResponderEliminar

Entrada destacada

Sueños de un fan de Sonic: Aquel “15 de Agosto de 1997”.