Juegos con etiqueta


En mi biblioteca de Steam, esa que nunca podré dar por completada, tengo una entrada en la sección de juegos titulada "Indie Game: The Movie".  IGTM es un documental donde se intenta dar un toque de épica y dramatismo a la vida del desarrollados indie y de como desde un lugar pequeño, luchando contra toda la industria y gracias a la libertad y creatividad infinita del individuo se crean juegos que generan millones de dólares. Y pese a lo ñoño del concepto me encanta.

Indie Game: The Movie


La columna del documental descansa sobre las historias de los creadores de Super Meat Boy, Braid y FEZ. Tres historias de juegos (entre otras) que alcanzaron el éxito tanto de fama como económico como se menciona varias veces. Me hubiera gustado que apareciera algún caso de juego fallido porque de todo se aprende y no es bueno dar una versión de la historia, pero puede que no encajara con lo que se querían mostrar. En iDeame 2013 si que se habló del fracaso, de juegos que se publican y no tienen descargas o no gustan y que representa también la realidad detrás de muchos desarrollos que por mal marketing, por fallar en algún aspecto, no llegan a ser jugados y caen en el olvido.
Esta película es una mancha de sangre en el mar que atrae tiburones, emprendedores sin escrúpulos que buscan el negocio por encima del entretenimiento. Solo hay que darse una vuelta por Steam y ver comentarios de títulos que parece que son juegos interesantes pero que más allá de un nombre ingenioso y una estética retro o minimalista, esconden juegos vacios con el único afán de conseguir hacer ventas. Algo que sin intención consiguen estos documentales con enlazar el éxito económico con la escena indie es introducir la industria del videojuego en el patio de los pequeños desarrolladores generando ruido y desvirtuando parte del significado de una título independiente, contaminando y quitando visibilidad. Me avergüenza decir que realizo trabajos para estos depredadores, pero eso es otra historia.


Este comentario está cogido de un juego al azar.
Cada vez más, hay una gran cantidad de juegos en el mercado desarrollados con el único fin de conseguir dinero, de ser el próximo FEZ, de dar el pirulazo pero sin ningún ápice de creatividad o innovación. Máxime en el mercado móvil donde cada día se suben clones con total descaro. Esa lacra que se extiende como un apocalipsis zombie hace temer que se pueda repetir el colapso que la industria sufrió en los 80´s, cuando la calidad de los juegos cayó en picado y, como está pasando ahora, se empezaron a publicar juegos llenos de errores, sin terminar o simplemente que eran una mierda. Películas como IGTM muestra a los auténticos creadores de juegos de calidad y como son los productos que salen de esas personas que tienen una idea en la cabeza y logran transformarlo en un juego que pasa a ser parte de la historia de los videojuegos. (Y aún así reciben comentarios tan demoledores como el que ilustra este párrafo). Ojalá el éxito económico se hubiera quedado en las sombras y nadie conociera un juego porque superó un millón de descargas, y los comentarios demoledores vayan a parar a los juegos que realmente lo merecen, a la lacra.

Share on Google Plus

About Viejo artesano

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Entrada destacada

De la pantalla a la mesa