Kinect 2 nos acerca a HAL

"HA..AAARL!!


Quien nos dice a nosotros, con tanta conexión, tanta gaita de cámara,  reconocimientos de caras, voces, gestos y mil zarandajas más que tiene el cacharro, que no hay nadie detrás mirando como un pervertido agazapado detrás de su monitor, observándonos a través de Kinect 2.0 Hal 1.1.

Pues nos lo dice la propia Microsoft, no hace falta imaginarse conspiraciones de ciencia ficción, lo han soltado en tu cara bonita. Con un par!.

Han patentado una tecnología, la cual permite saber a través de Hal 1.1, cuanto personal se encuentra en el salón, enfrente del cacharro.
¿Y pare que co*o sirve esto? Pues a parte de para que alguien pueda ver como juegas apoltronado en tu sofá, tomando tu cerveza y rascándote los huevos (datos estos muy reveladores para cualquier empresa) para saber cuanta gente está viendo la película de turno que hayas alquilado y cobrarte por persona ocupante de tu salón, por barba y barbilla, si señores.
Ya podrían desarrollar una tecnología que hiciera emanar cerveza del “ojo” de Kinect y no siempre cosas que nos repercute en nuestra ajustada economía y nos ponen nuestro “ojo” de retaguardia irritado.

Llegados a este punto tienes dos opciones:
1- Cobrar entrada en tu casa para ver la película.
2- Esconderse detrás de los sofás, sillas o armarios, si es necesario que vean la película desde otra habitación a través de un espejo, o llevar ropa de camuflaje, como por ejemplo una camisa y pantalón de gotelé, cualquier cosa para evitar el escaneo visual de HAL.

"Kinect 3"


Pero Tranquilos amigos. Microsoft ha dicho que, no por tener una patente, amanece más temprano en el reino de Xbox One y que no va a ser de aplicación a largo plazo.
Respiramos más tranquilos.
Microsoft, ¿vosotros tenéis acciones en Sony, no? Fijo. Porque esa es la impresión que dais!

Abuelo Cebolleta – Orgullogamer, por fin voy a tener quien me mire cuando hago el gazpacho. “xbox one” “Kinect 2” haciendo amigos.


Share on Google Plus

About Mariano Roda

    Blogger Comment
    Facebook Comment

Entrada destacada

El último guardés de Takanome